Houston bajó a Orlando con goleada

Una mala noche le costó al Orlando City SC sufrir su derrota más abultada de la temporada. Houston Dynamo hizo valer su condición de local y con una demostración de contundencia y efectividad en ataque, derrotó 4-0 a los Leones, propinándoles así su segunda caída consecutiva, en ambos casos como visitantes.

El DT Jason Kreis dejó en la banca a Kaká y a Carlos Rivas, mientras que el defensor central Spector no estuvo ni siquiera entre los suplentes, ante un rival que no contó con el mexicano “Cubo” Torres, quien presentó una conmoción cerebral poco antes del encuentro.

Fue un arranque difícil para Orlando City, que se vio superado por un cuadro local que presionó muy alto, dejó pocos espacios y explotó la velocidad por las bandas de los hondureños Quioto y Ellis, quienes rápidamente se convirtieron en un dolor de cabeza para la defensa de los Leones Púrpuras, que por primera vez desde el comienzo de la temporada, no tuvieron a Jonathan Spector.

Justo de una de las incursiones de Quioto por la izquierda iba a nacer la primera gran ocasión para los dueños de casa a los 11 minutos, cuando el colombiano Manotas recibió dentro del área y cuando se disponía a definir, fue trabado desde atrás por Will Johnson, para un claro penalti, que afortunadamente para Orlando, fue desperdiciado por Manotas, rematando desviado para mantener el 0-0.

Pero más allá del fallo, Houston no bajó las revoluciones y no tardaría mucho en conseguir la justa ventaja, gracias a una escapada de Ellis por la derecha, ingresando al área y sacando un remate muy potente, al mismo palo del portero Bendik, quien no pudo detener el esférico que terminó besando las redes para el 1-0.

Ellis se convirtió entonces en una pesadilla para Orlando, y dispuso de dos opciones para haber aumentado la cuenta. Primero a los 26’ quedó solo en el área para cabecear un centro, con un remate directo a las manos de Bendik y luego a la media hora con un trallazo que pasó rozando el travesaño.

 

Fue en ese momento cuando los Leones consiguieron despertar, quitándose el asedio de los locales y logrando combinarse en el medio como no lo había podido hacer desde el propio inicio del duelo. Sin embargo, pese al sacudón, no hubo alguna ocasión decisiva para igualar la pizarra antes de cerrar el primer tiempo.

Contradictoriamente, aunque Orlando City SC comenzó mucho mejor el segundo tiempo, con mayor actitud ofensiva, dominando con claridad los primeros cinco minutos, fue Houston el que volvió a marcar, esta vez por intermedio de Manotas, que así se reivindicaba.

Kreis trató de acomodar las cosas en el visitante, metiendo de un solo golpe a Kaká y Rivas, pero el equipo quedó descompensado y en un contragolpe en el 65’, Manotas volvió a liquidar a Bendik para un 3-0 que ya lucía inalcanzable.

Cada vez que Orlando atacaba y perdía el balón en territorio rival, quedaba mal parado para unas contras muy rápidas del Dynamo, que ya abultó el marcador en el 75’, ahora por intermedio de Quito, sellando la goleada que puso a celebrar a sus aficionados en el BBVA Compass Stadium en Houston.

Por: Sergio Ruiz Torres / Nación Púrpura